Pintura para dedos comestible

pintura-de-dedos-casera

Ingredientes

  • Leche condensada
  • Colorantes alimentarios
  • Opcionales: aromas, escarcha comestible

Cómo hacer pintura para dedos casera y comestible

Preparar esta pintura es tan simple como mezclar la leche condensada con los colorantes que hayamos elegido. Si quieres que la pintura tenga brillitos como la de las fotos, puedes agregar un poco de escarcha comestible.

pintura comestible a base de leche condensada

Esta pintura para dedos casera es perfecta para los niños bien pequeños. Pueden experimentar con texturas diferentes, si además de la pintura les das esponjas, hilos, trapos, cualquier elemento con el que puedan hacer texturas en el papel. Recuerda que los bebés no tienen la motricidad fina desarrollada, por lo tanto elige elementos que no necesiten de movimientos precisos.

Si gustan pueden agregar sabores a la pintura, por ejemplo canela, esencias. De esta manera los niños podrán también experimentar diferentes sabores y asociarlos a los colores.

Fuente: Pequeocio

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo 1 a 5 años, 3 a 6 meses, 6 a 9 meses, 9 a 12 meses

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s